Google+

30 ene. 2013

Artheldor Renacido | La Gran Batalla de las Siete Torres (I)


"En cuanto Nevsky le entregó la cimitarra encantada a Ludersk se dio cuenta de que algo había cambiado. Para empezar no era propio de él ir regalando espadas mágicas a otros goblins, a no ser que fuese hundiéndolas en su abdomen. Sin embargo esto no era lo único raro. Durante los últimos años una sensación de poder y confianza se había apoderado de él. Había viajado hasta el lejano sur sin saber muy bien por qué, y había luchado, y caído derrotado la mayoría de las veces, contra sus enemigos, convencido de la necesidad de llegar hasta el final. Sin embargo cuando quedó claro que el chupasangres y el orejas puntiagudas tenían el control de la zona, se las arregló para traer a todos los enemigos a campo abierto para solucionar aquello de una vez por todas. Esto le había parecido una solución definitiva, digna de su genio militar, pero ahora, rodeado de miles de guerreros de todo tipo en aquel extraño páramo cargado de energías mágicas, podía sentir como aquello le quedaba definitivamente demasiado grande, y deseó estar en su confortable cueva comiendo unos hongos. Pero ya era demasiado tarde para eso..."
 
Hace ya tiempo, veníamos narrando nuestras peripecias en la campaña de mapa de WHF que estábamos jugando, Artheldor Renacido. Sin embargo, tras bastantes meses de juego y un montón de batallas y momentos épicos, cada vez quedó más claro que el proyecto se nos había ido de las manos. El no haber testeado previamente las reglas de campaña hizo que sobre la marcha nos diéramos cuenta de muchos desequilibrios que fuimos intentando solucionar, pero eran demasiados como para hacerlo de una forma justa y equitativa, de modo que decidimos dejarlo y diseñar una nueva campaña con todo lo que habíamos aprendido.

Por supuesto, no podíamos dejar las tierras de Artheldor sin que se proclamase un vencedor, así que decidimos solucionarlo con una señora batalla en la que los dos bandos que claramente iban en cabeza, los No Muertos de Zertok y los Altos Elfos Altharión, lucharían por la victoria. Para poder participar todos en esta batalla, los otros dos bandos, los enanos de Borch y los pieles verdes de Nevsky, apoyarían a los elfos y no muertos respectivamente.

Diseñamos un escenario de Tormenta de Magia en el que lucharíamos en dos bandos formados cada uno por dos ejércitos de 4000pts, más otros 1000pts de tropas de tormenta de magia. Así, 10000pts en cada lado de la mesa se disputarían el dominio sobre el mundo. Sobre el terreno del campo de batalla situamos siete fulcros arcanos, tres en cada zona de despliegue y uno en el centro del tablero que comenzaría la batalla desocupado. Para dar cierto aliciente a la partida establecimos unos puntos de victoria y unas reglas especiales:

- Controlar un fulcro arcano de los situados en las zonas de despliegue otorgaba 1 PV.
- Controlar el fulcro arcano central otorgaba 2 PV.
- Por cada 1000pts completos eliminados de los ejércitos rivales se obtendría 1 PV.
- El fulcro situado en el centro del tablero se trata de la Torre de Obsidiana desde la que Artheldor dirigía sus dominios. Ya que el objetivo de la campaña era localizar los tres grandes objetos de poder de Artheldor decidimos que estos se econtrarían en esta torre, de modo que si un hechicero se encontraba en su interior al inicio de cualquier fase de magia  podría buscarlo tirando 1d6: con un resultado de 6 encontraría uno de los tres objetos elegido al azar, mientras que si obtenía un 1 sufriría una disfunción mágica (y una de fulcro ay que se encontraría en uno). Además los archivos de Artheldor otorgaría a cualquier hechicero en el interior de la torre la regla Señor del Conocimiento de su saber de magia. El bando que poseyera alguno de estos objetos al final de la batalla ganaría 5 PV por cada uno de ellos.
- El bando ganador de la batalla decidiría el jugador ganador de la campaña, los elfos o los no muertos. Sin embargo para dar más aliciente a la partida decidimos que si los pieles verdes o los enanos conseguían los tres objetos y su bando ganaba la batalla, serían ellos los que se alzaran con la victoria en la campaña.

En una próxima entrada narraremos lo sucedido, pero podemos adelantar que pasamos cerca de 10 horas de diversión y masacre que cunmplieron con neustras espectativas y crearon una historia realmente épica.

2 comentarios:

Luffy_strawhat dijo...

Con ganas de ver el desenlace (y espero que con alguna foto)!

Will dijo...

Jeje dentro d epoco lo tendremos preparado, y con muchas fotos!!!

Gracias por comentar

Publicar un comentario