Google+

11 ago. 2017

Videoinforme WH40K | Nurgle vs Marines Espaciales


"El Primer Capitán Mentor contemplaba como las enormes puertas de adamantio y oro eran situadas en sus goznes y cerradas por primera vez. A su alrededor continuaban los trabajos de restauración que preparaban a la Responsio in Passus para volver a la guerra. 

Las nuevas puertas, que comunicaban el puente de mando con la inmensa avenida que recorría la espina dorsal de la nave, se habían labrado con la que sin duda sería en una de las imágenes más icónicas del capítulo a partir de entonces. En ella se distinguían las inconfundibles siluetas del señor del capítulo, Thanos, y del portador de la Garra del Halcón, Nausicles. Ambos guerreros se encontraban representados en la que podía haber sido su lucha final: Espalda contra espalda y rechazando los ataques de los innumerables enemigos, demonios y traidores por igual, que les rodeaban.

El capitán recordaba muy bien aquella imagen, pues él y sus exterminadores eran los únicos que la habían presenciado. Cuando fueron teletransportados el corazón del Theutonicorum la situación era desesperada. El resto de la guardia de honor había caído, y las pérdidas de la segunda compañía eran devastadoras, pero aquello no era nada comparado con el horror que deparaba la cámara más profunda de la Fortaleza-Monasterio.

El ciclopeo sarcófago que había dotado de sentido al capítulo durante sus más de 3 mil años de existencia simplemente había desaparecido. Corroído, oxidado y putrefacto se había venido abajo desatando la peor pesadilla jamás vivida en Queronea.

La llegada de la Noctis Aeterna había sido el desencadenante de los hechos que cambiarían para siempre a los Guanteletes del Infinito. Ignorantes de los sucedido finalmente en Cadia, las primeras oleadas de disformidad surgidas desde la Cicatrix Maledictum azotaron el hogar de los Guanteletes sin previo aviso. Aquello había desatado tormentas de pesadilla sobre los cielos de Queronea que pronto sirvieron de vehículo para las invasiones de las criaturas de la disformidad. Sin embargo las defensas del Theutonicorum estaban construídas por hijos de Dorn, por lo que haría falta algo mucho más dramático para que la fortaleza de los astartes peligrara.

El inmenso trauma sufrido por la realidad no solo había afectado al Imperio del hombre sino que las posesiones de los Eldar en la Telaraña también se habían visto al borde del colapso y grandes secciones de esta se encontraban destruidas y tomadas por los demonios. Así ocurrió que las criaturas del Inmaterium encontraron una nueva vía por la que atacar las posiciones de los Guanteletes.

Sus poderes oscuros lograron infectar el mismísimo adamantio del que estaba hecho el sarcófago, y el antiguo portal eldar que contenía, ahora profanado, comenzó a vomitar criaturas de la disformidad en las profundidades de la Fortaleza-Monasterio.

La desesperada batalla librada por Thanos y la segunda compañía descansaba ya en los anaqueles del Librarium entre las más memorables del capítulo. Su sacrificio había ganando el tiempo necesario para que los exterminadores de la primera compañía se teletransportaran junto a un cónclave de los más poderoso bibliotecarios del capítulo, y cerrasen por fin la herida por la que se estaba desangrando el planeta. Sin embargo la guerra contra los traidores y sus aliados demoníacos no había terminado ahí, ni mucho menos. 

Durante los años que la luz del Astronomicon estuvo apagada para el coro astropático de Queronea las batallas, y los héroes que habían dado sus vidas por el Emperador, habían sido innumerables , pero en aquel momento Mentor solo pensaba en uno de sus hermanos más cercanos, junto al que había luchado en aquella batalla que ahora veía conmemorada en las puertas. Su hermano había sido una de las claves en la victoria final en la lucha por el planeta, y él jamás le olvidaría.

Jamás olvidaría a Seleuco."

Seguimos probando la octava edición. Si bien en la partida anterior echamos mano de un escenario narrativo, en esta ocasión queríamos probar una partida equilibrada, así que me junté con Luis y sus icónicos marines de Nurgle y decidí estrenar a los Guanteletes en octava.

Continuamos jugando ejércitos basados en poder y no en puntos ya que creo que para nuestro modo de juego los puntos no aportan nada más allá de una duración mucho mayor al proceso de hacer la lista.

Algo que me ha decepcionado de la nueva edición es que no hayan creado nuevas misiones de Guerra Eterna. Si bien han modificado algo las existentes creo que no han conseguido darles un saber nuevo y más interesante. Esto es una lástima porque por ejemplo en 30K se juegan misiones que se parecen a las de Guerra Eterna pero que resultan mucho más interesantes y diferentes entre sí. Con esto en mente decidimos continuar jugando Vórtice de Guerra como veníamos haciendo en la edición anterior.

Contendientes: Luis vs Will.
Ejércitos: Nurgle (Marines Heréticos y Demonios) vs Marines Espaciales.
Poder: 100.
Misión: Purgar y Controlar.
Despliegue: Amanecer de la guerra.

En esta ocasión no dispongo de las listas completas pero en el vídeo las explicamos así que no hay mucha pérdida. Aquí está la partida:


Una muy interesante y emocionante partida que siguió dejándonos buenas sensaciones sobre la 8ª edición. Como era de esperar, las partidas de vórtice siguen siendo muy divertidas pero también muy aleatorias. No es que yo tenga ningún problema con esto último, pero no es para todo el mundo. En el caso concreto de esta partida la aleatoriedad se fue compensando a lo largo de los turnos y creo que en este sentido la fortuna nos sonrió a cada uno en diferentes momentos de la batalla.

A mi personalmente me sigue gustando mucho la filosofía de la edición y las nuevas formas de juego. Sin embargo algo que no me gusta nada, pero a lo que obviamente habrá que acostumbrarse, es el  elevado número de heridas que tienen muchas unidades. Me parece una solución muy poco elegante y tremendamente engorrosa, aunque está claro que surge de la simplificación de muchas otras mecánicas del juego, de modo que finalmente creo que es el mal menor.

Últimamente hemos jugado también un par de partidas de 30K y la verdad es que al volver a 7ª veo que la edición y las reglas funcionaban perfectamente excepto por los vehículos, que eran de papel. Sin embargo algo de lo que adolecían las reglas es que eran demasiado complejas como para permitir una interacción equilibrada con tantas diferentes facciones con mecánicas únicas, de modo que cada vez veo más claro que el rumbo que han seguido de separar 30 y 40K es la mejor de las soluciones posibles.

"Aquella había sido la última batalla de Seleuco. Tras incontables batallas, tras defender al Imperio contra innumerables enemigos, la guadaña putrefacta del señor del contagio destrozó el cuerpo del capitán, que realizó así el último y supremo sacrificio por sus hermanos de batalla.

Desde entonces las cosas habían cambiado mucho. La Guerra de Queronea había dejado el capítulo al borde de la destrucción, con sus compañías incompletas y una cadena de mando fracturada. Un nuevo capitán, el hermano Clidos, comandaba la segunda compañía, surgida de la unión de los supervivientes de la segunda y la tercera. Pero se rumoreaba que los cambios iban a ser mucho más profundos.

Mentor se dirigía al Strategium de la nave capitana para reunirse con la Tracia, el consejo de capitanes, ahora formado por únicamente 6 oficiales. Habían llegado noticias de Terra.

Los mensajes recibidos habían sido puestos en duda, obligando a los astrópatas a comprobarlos una y otra vez, hasta que los capitanes se convencieron de que aquella increíble noticia era verdad: Guilliman caminaba de nuevo entre los vivos. No solo eso, sino que había desatado una cruzada como no se había conocido en 10.000 años

En aquel preciso momento una delegación de la flota de los Puños Imperiales llegaba al sistema Queronea para incluir a los Guanteletes en la que se llamaría la Cruzada Indomitus. Sin embargo lo que más intrigaba al primer capitán eran aquellos misteriosos "refuerzos" que sus hermanos aseguraban traer consigo..."

3 comentarios:

Norman _1944 dijo...

Tienes un error en "guarra" en vez de garra. Muy bien esa ambientación que le das a la partida. Mola!

Raul Prieto dijo...

muy chulo el informe

Will dijo...

@Norman: Gracias por el aviso!! Ya está corregido

@Gracias Raúl!

Publicar un comentario