Google+

9 jul. 2013

Bólteres y Mazmorras | Retroceder jamás

"La victoria contra las tropas del mechanicum permitió a la legión consolidar su posición y establecer un perímetro defensivo adecuado desde el que explorar el sistema de catacumbas. Sin embargo los sistemas vitales de la mayor parte de la construcción estaban inoperativos y los aparatos de sondeo no podían profundizar si no eran dotados de suficiente energía. Decididos  resolver esta situación cuanto antes, y siguiendo las indicaciones de sus tecnomarines que localizaron rápidamente tres fuentes de energía en una zona cercana, los astartes de la Guardia de la Muerte se pusieron de nuvo en marcha hacia la batalla.


Pronto comprobaron que si los generatorum estaban operativos era porque habían sido acondicionados por los miembros del culto de Marte que sin duda conocían sus secretos milenarios. Una vez más Kurgan trató de ponerse en contacto con ellos, deseoso de que sus diferencias no volvieran a resolverse por las armas. Sin embargo la respuesta de los magos del Mechanicum volvió a ser igual de tajante. Algo hacía que las fuerzas del Imperio desconfiaran de los legionarios, pero la investigación de la razón de esta animadversión debería esperar.

La tecnoguardia defiende los generadores de energía
Consciente de que el enemigo les superaba en número el capitán decidió dividir a sus tropas enviando a la escuadra Sepultura a asegurar el generatorum más alejado de las posiciones enemigas mientras el propio Kurgan avanzaba para etretenerle. El plan maestro del capitán era emplear un dispositivo de teleportación, que sus tecnomarines habían localizado y puesto en funcionamiento, para enviar a la escuadra de apoyo al centro de las posiciones del Mechanicum mientras la tecnoguardia se encontraba desorganizada por su ataque.

La escuadra Sepultura avanzó según el plan sin encontrar oposición y se situó en torno al genertorum que era su objetivo. mientras tanto las tropas de asalto del Mechanicum salieron al paso del Capitán. Este, equipado con su inmensa armadura de exterminador, aguantó un gran castigo mientras segaba la vida de muchos enemigos con su guadaña de energía. Sin embargo la presión de la tecnoguardia no cejaba y los ataques le llegaban por todos lados. Con la espalda contra la pared trató de aguantar hasta la llega de los refuerzos pero algún fallo en el milenario dispositivo de teleportación les retrasó y finalmente se vio superado. Kurgan cayó en combate y sus enemigos recuperaron sus posiciones defensivas.

La escuadra Sepultura asegura uno de los objetivos
Kurgan se defiende como gato panza arriba pero finalmente es abatido
Con su capitán ya herido la escuadra de apoyo consiguió teleportarse a la zona pero los misterios de la arcana tecnología les levó lejos de su objetivo. Sin embargo si algo caracteriza a la Guardia de la Muerte es su tenacidad y avanzaron rápidamente con sus lanzallamas en ristre. A la vuelta de una esquina el enemigo les salió al paso. EL propio Archimagos, rodeado por sus pretorianos, cerraba el pasillo que les llevaría directamente a su objetivo de modo que lo bañaron en fluidos radiactivos. Sin embargo cuando el humo y el fuego se disiparon la sospresa de los astartes fue mayúsculo. Solo dos enemigos habían caído bajo su ataque, por lo que resignados cargaron contra ellos.

¡¡Los pretorianos, con TS 4+ y NHD salvaron 21 de las 23 heridas sufridas!!
El combate resultante fue brutal y despiadado, ambos bandos sufrieron bajas pero ninguno parecía ir a retroceder. Los pretorianos fueron eliminados uno a uno pero a costa de la vida de la mayoría de marines. Finalmente solo l Archimagos y dos astartes seguían en pie, sin embargo estos últimos sabía que pronto se verían rodeados por los refuerzos del enemigo y su lucha estaba perdida. La Guardia de la Muerte tuvo que retroceder una vez más a lamerse sus heridas."

Dniester frena el avance de los astartes consiguiendo así la victoria
En esta ocasión nos tocó la misión "Force the Breach!", en la que el defensor sitúa un objetivo en su cuadrante y otros dos, uno en cada uno de los cuadrantes vacíos. El ganador de la batalla es aquel que controle más objetivos, sin que existan otras condiciones de victoria. La partida fue muy entretenida ya que la escuadra e apoyo estuvo cerca de llegar al objetivo controlado por los Hypaspistas, pero las salvaciones de escándalo de los Pretorianos me dieron la victoria.

1 comentarios:

lcd dijo...

Tres derrotas en la primera fase, pero con confianza... mi ejercito va ha crecer de forma exponencial con las próximas ampliaciones.
VENGANZAAAA!!!

Publicar un comentario